I Domingo de Adviento (C)

Palabra, Espíritu y Vida.

Lectura del santo Evangelio según san Lucas 21, 25-28. 34-36.
Gloria a ti, Señor.

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: “Habrá señales prodigiosas en el sol, en la luna y en las estrellas. En la tierra, las naciones se llenarán de angustia y de miedo por el estruendo de las olas del mar; la gente se morirá de terror y de angustiosa espera por las cosas que vendrán sobre el mundo, pues hasta las estrellas se bambolearán. Entonces verán venir al Hijo del hombre en una nube, con gran poder y majestad.

Cuando estas cosas comiencen a suceder, pongan atención y levanten la cabeza, porque se acerca la hora de su liberación. Estén alerta, para que los vicios, con el libertinaje, la embriaguez y las preocupaciones de esta vida no entorpezcan su mente y aquel día los sorprenda desprevenidos; porque caerá de repente como una trampa sobre todos los habitantes de la tierra.

Velen, pues, y hagan oración continuamente, para que puedan escapar de todo lo que ha de suceder y comparecer seguros ante el Hijo del hombre.

Palabra del Señor.
Gloria a ti, Señor Jesús.

Palabra, Espíritu y Vida.

Descarga el audio

Comentario de Monseñor Víctor Hugo Palma, Obispo de la Diócesis de Escuintla, para el primer domingo del Tiempo de Adviento (C) Lc 21, 25-28. 34-36.

*** ***

Enlaces de interés:

Usa este enlace para suscribirte al podcast con un podcatcher para recibirlo gratis de forma automática.
¿Qué es un podcast y cómo funciona?